Todo está vivo...

Estás empezando a ver tu hogar de una nueva manera… si lo estás “contemplando” como vimos en la anterior entrada al blog, te estarás dando cuenta que tu hogar tiene mucha información que proporcionarte, pues en él se reflejan tus gustos, tus valoraciones y también las cosas que ya no te gustan y que desearías que fueran de otro modo… tu entorno te muestra el contenido de tu mente… tus juicios de valor, ya sea que los juzgues como positivos (lo que te gusta y te aporta recuerdos buenos o despierta en ti buenas sensaciones) o como negativos (lo que deseas cambiar, arreglar, deshacerte de ello…).


 Ahora vamos pues a los principios del feng shui que ya hemos introducido anteriormente, pero vamos a profundizar en ellos aplicándolos específicamente a tu hogar y tu vida.

Todo está vivo
Todo está relacionado
Todo cambia

Cuando decimos que todo está vivo en el feng shui nos referimos absolutamente a todo, no solamente personas, animales o plantas, sino… todo… los muebles, las casas, los objetos… están dotados de la misma energía vital que el feng shui denomina como “chi”, es decir todo es la misma energía… simplemente la vibración podríamos decir que es diferente y experimentamos algunas “cosas” como vivas (personas, animales o plantas) y otra no (objetos, casas, piedras, tierra, montañas…) estaríamos pasando pues que sería igual decir que todo está vivo, como que “todo son objetos”, este es un concepto difícil de asimilar cuando tú te vives como una persona que piensa y actúa por si misma… así que vamos a dejar en apertura de mente que todo está vivo como una idea, en lugar de que todo son objetos :)

Todo está relacionadoes el siguiente punto que vamos a mirar de otra manera, si todo está vivo y además todo está relacionado, entonces mi interacción con un objeto, persona, animal o planta tiene un efecto sobre ella del mismo modo que la persona, objeto, animal o planta lo tiene sobre mi… entonces lo más importante y lo que lo une absolutamente todo es la relación que existe entre el observador y el observado

Y el tercer principio del feng shui es que todo cambia constantemente, en las formas, en nuestro mundo todo está cambiando, ya  sea que lo haga a una velocidad mas lenta o más rápida, a veces los cambios en una flor no pueden verse a simple vista, pero su cambio es efectivo y visible cuando pasan unos días…

Con estas nuevas ideas abrimos la mente y estamos preparando el terreno para sembrar, para recibir finalmente una nueva cosecha… este mes pues, además de seguir observando tu hogar, deshaciéndote de lo que no te sirve o no es útil para ti en este momento de tu vida… vas a leer algunas veces estas nuevas ideas sobre  cómo ver de otra manera la relación entre lo que observas y tú…



Comentarios

Entradas populares de este blog

Los 9 periodos

El Bagua – cielo anterior y cielo posterior